Bizcocho de canela y limón con glaseado

Bizcocho de canela y limón con glaseado

Hola, en ésta ocasión os traigo la receta de un bizcocho de canela y limón con glaseado de limón que además de ser una auténtica delicia es muy fácil de elaborar.

Este es un bizcocho muy tierno que tiene una miga con una consistencia súper esponjosa y húmeda, además la combinación de sabores que tiene (canela y limón) junto con el glaseado de limón que lleva hacen que sea irresistible.

Y es que es un bizcocho ideal para tomar en el desayuno, en la merienda acompañado de un café o un té o para cualquier ocasión en la que nos apetezca algo dulce y queramos darnos un capricho, si no lo habéis probado aún os lo recomiendo.

Como los sabores de éste bizcocho son la canela y el limón me gusta hornearlo en un molde que he de decir que me encanta y que la forma que tiene simula a los roles o rollos de canela pero si no tenéis éste molde no os preocupéis porque podéis utilizar igualmente cualquier otro tipo de molde redondo, cuadrado o para bundt cake, os puedo asegurar que lo hagáis en el molde que lo hagáis quedará igual de delicioso.

Así que por si os animáis y queréis probar a hacer éste bizcocho aquí os dejo el video en el que enseño paso a paso y con todo lujo de detalles como hacerlo y que os quede perfecto.

Y justo debajo del video podéis ver también la receta por escrito.

Espero que os guste.

Si os ha gustado el video os invito a suscribiros de forma gratuita a mi canal de YouTube Mi tarta preferida.

Y a continuación os dejo la receta por escrito, espero que os sea útil.

INGREDIENTES

Para el bizcocho:

  • 4 huevos L.
  • 400gr de harina común todo uso.
  • 3,5cdtas de levadura química también llamada polvo de hornear.
  • 250gr de azúcar.
  • 140ml de leche.
  • 70ml de zumo de limón.
  • La ralladura de 2 limones.
  • 200gr de mantequilla sin sal.
  • 3,5cdtas de canela en polvo.
  • Una pizca de sal.

Es recomendable que todos los ingrediente estén a temperatura ambiente.

Para el glaseado:

  • 160gr de azúcar glass.
  • 9cdtas aprox. de zumo de limón.

PREPARACIÓN

  1. Para empezar tamizamos la harina junto con la levadura química y la canela.
  2. Una vez tamizados añadimos la pizca de sal, lo mezclamos todo y lo reservamos hasta que lo vayamos a utilizar.
  3. A continuación en un bol ponemos la mantequilla, el azúcar y la ralladura de limón, y lo batimos a velocidad media alta hasta que esté todo perfectamente integrado y tengamos una mezcla cremosa.
  4. Seguidamente y sin dejar de batir vamos a ir añadiendo los huevos de uno en uno, esperando a que se integre el primero antes de añadir el siguiente y una vez añadidos todos los huevos seguimos batiendo hasta que se hayan integrado por completo.
  5. A continuación añadimos la leche y batimos un poco más para mezclarla.
  6. Seguidamente agregamos la mitad aprox. de los ingredientes secos que tamizamos al principio y ahora podéis seguir batiendo con la batidora a velocidad baja o a mano con unas varillas, así evitamos sobrebatir la mezcla y nos quedará un bizcocho más esponjoso.
  7. Cuando esté todo perfectamente integrado añadimos el zumo de limón y batimos hasta mezclarlo.
  8. Para terminar añadimos la otra mitad de los ingredientes secos y batimos lo justo hasta que se hayan integrado.
  9. Cuando tengamos una mezcla homogénea y sin grumos estará lista, así que la vertemos en el molde al que previamente he puesto spray desmoldante y lo llevamos al horno precalentado a 180ºC con calor preferiblemente arriba y abajo durante 45-50min. o hasta que al pincharlo con un palito salga limpio.
  10. Una vez fuera del horno lo dejamos reposar 5min en el molde y a continuación lo desmoldamos y lo dejamos enfriar sobre una rejilla.
  11. Cuando el bizcocho se haya enfriado preparamos el glaseado de limón y para ello con una cuchara medidora vamos a ir añadiendo el zumo de limón al azúcar glass cucharadita a cucharadita hasta conseguir la textura deseada removiendo muy bien cada vez que añadamos zumo de limón (haciéndolo así evitamos pasarnos y que nos quede un glaseado muy líquido).
  12. Cuando el glaseado tenga una consistencia como de leche condensada estará listo, así que ahora con una cuchara o una lengua repostera lo ponemos por encima del bizcocho de la forma que más nos guste (para poner el glaseado el bizcocho tiene que estar completamente frío).
  13. Por último decoramos el bizcocho poniéndole por toda la superficie un poco de ralladura de limón (opcional).

Y de ésta forma tan fácil tendremos listo nuestro delicioso bizcocho de canela y limón.

Y bueno, como siempre os digo, si tenéis alguna duda o simplemente queréis comentar como os ha quedado el bizcocho estaré encantada de responder a todos vuestros comentarios.

Un saludo y hasta la próxima publicación.

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.