Natillas caseras

Natillas caseras
Hola, en ésta ocasión os traigo una receta tradicional de la gastronomía española, se trata de unas deliciosas natillas caseras, un postre muy sencillo de preparar que hará las delicias tanto de niños como de mayores.

Seguro que muchos de vosotros conocéis muy bien éste postre, y es que quien no recuerda esas ricas natillas caseras que nos preparaban nuestras abuelas cuando éramos pequeños, con ese aroma a limón y canela que inundaba toda la casa, y esa textura tan suave y ligera.

Y es que éstas natillas no sólo son fáciles de elaborar, sino que además son una auténtica  delicia.
Así que por si os animáis a hacerlas aquí os dejo el vídeo en el que enseño paso a paso como hacer éste delicioso postre.
Y justo debajo del vídeo podéis ver también la receta por escrito.
Espero que os guste .
https://youtu.be/9z-VNlCMVug

Si os ha gustado el vídeo os invito a suscribiros a mi canal de YouTube .
Y a continuación os dejo la receta por escrito, espero que os sea útil.

                             INGREDIENTES 

      8 yemas de huevo M
1L de leche entera
200gr de azúcar
40gr de maizena
1’5cdta de extracto o esencia vainilla
2 ramitas de canela
La piel de un limón
Galletas y canela en polvo para decorar.
                                PREPARACIÓN 

      1- Para empezar ponemos la leche en un cazo  para infusionarla con la piel de limón y las ramitas de canela y lo dejamos al fuego hasta que rompa a hervir.

      2- Cuando rompa a hervir la apartarnos del fuego y lo dejamos reposar unos minutos para que la leche se impregne bien de todos los aromas.

      3- Mientras en un bol ponemos las yemas, el azúcar, la maizena y la vainilla y lo mezclamos todo muy bien hasta tener una mezcla homogénea y cremosa.

      4- A continuación añadimos parte de la leche pasándola por un colador y lo mezclamos bien, seguidamente agregamos el resto de leche y terminamos de mezclarlo todo. Es importante no añadir toda la leche de golpe porque aún está muy caliente podría cuajar las yemas formando grumos.

      5- Seguidamente vertemos la mezcla en el cazo y lo llevamos nuevamente al fuego donde lo dejaremos a fuego medio bajo sin dejar de remover hasta que espese y tenga la consistencia típica de las natillas, tened en cuenta que al enfriarse espesará aún más.

      6- Una vez lista repartimos las natillas en cuencos, les ponemos una galleta en el centro y las espolvoreamos con canela por toda la superficie.

      7- Ahora las dejamos enfriar un poco a temperatura ambiente y a continuación las llevamos a la nevera donde las dejaremos enfriar por completo antes de servirlas.

Y así de fácil tendremos un postre delicioso listo para servir.
Y ya sabéis, si tenéis alguna duda o simplemente queréis comentar como os han salido vuestras natillas estaré encantada de responder a todos vuestros comentarios.
Un saludo y hasta la próxima publicación 😊😘

Artículos recomendados

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.